La NSA espía a través de Angry Birds

Escrito por:

Las revelaciones de espionaje por parte de la Agencia Nacional de Seguridad de Estados Unidos siguen dando de que hablar. Esta vez, una publicación del diario estadunidense The New York Times asegura que la NSA, junto a la GCHQ de Gran Bretaña, estarían recolectando información de los usuarios de aplicaciones y videojuegos para dispositivos móviles.

De acuerdo al medio de comunicación estadunidense, ambas agencias agrupan datos como la localización, contactos, edad, sexo, sitios web visitados, listas de amigos, documentos descargados de internet, tamaño de la pantalla del dispositivo y otros, por medio de actividades tan triviales como subir una foto o jugar videojuegos como Angry Birds, uno de los más populares del mundo y también mencionado en el informe.

Las aplicaciones involucradas serían en su mayoría pertenecientes a la plataforma Android, destacando la empresa de publicidad móvil Millennial Media, quien posee contratos con compañías como Activision, Zynga o Rovio, del ya mencionado videojuego.

Sin embargo los desarrolladores de Angry Birds no estarían vinculados a este tipo de operaciones.

Consultada por The Guardian, la vicepresidenta de Mercadeo y Comunicaciones de Rovio, Saara Bergström, indicó que la compañía “no tiene ningún conocimiento previo sobre este asunto, ni tampoco de esta actividad en la publicidad  facilitada por la aplicación para terceros”.

En las diapositivas reveladas hoy, la NSA reconoce las inmensas posibilidades de espionaje que ofrecen los smartphones o teléfonos inteligentes por la información recopilada por las aplicaciones de estos dispositivos móviles, “Pepitas de oro”, según se afirma en una de las páginas, fechadas en mayo de 2010.

La NSA recomienda buscar modos de explotar utilidades como Google Maps y obtener datos de posicionamiento, contactos, direcciones y teléfonos en los metadatos de fotos compartidas desde móviles en redes sociales como Facebook, Flickr, LinkedIn o Twitter.

Los documentos publicados por The New York Times indican que especialmente las aplicaciones desarrolladas al comienzo de la introducción de los teléfonos inteligentes y aquellas con inserciones publicitarias, son las más vulnerables.

 

Golden